El Colágeno

El Colágeno

 colageno-elice-doble

El colágeno es una molécula protéica que forma fibras. Las fibras colágenas son estructuras flexibles pero que ofrecen gran resistencia a la tracción.

En nuestro organismo existen hasta trece diferentes tipos de colágeno con sus respectivas funciones específicas. En la piel, éstas estructuras están organizadas en forma de “cestos de mimbre”, lo que permite oponerse a tracciones ejercidas desde múltiples direcciones.

El colágeno es una sustancia que nuestro cuerpo genera, pero que con el paso del tiempo vamos dejando de producir. La importancia del colágeno radica en que constituye en si mismo el 25% del total de proteinas que contiene el organismo, y es el componente más abundante de la piel y de los huesos, por lo que su presencia y estimulación son absolutamente necesarias para el buen mantenimiento del cuerpo.

Aproximadamente a los 30 años, comienza a descender esta producción de colágeno que nuestro cuerpo realiza de manera autónoma, lo que conlleva a una pérdida visible de elasticidad en la piel. Pero la importancia del colágeno va más allá: es esencial para mantener la juventud de todos los tejidos de los que forma parte como componente esencial, como son huesos, músculos, tendones y ligamentos entre otros. Por lo tanto debemos intentar mantener unos niveles adecuados de colágeno en el organismo, no sólo para ayudar a la piel sino para mejorar la salud de nuestras articulaciones.

Para intentar ralentizar este proceso de pérdida natural y atenuar sus efectos, lo primero que debemos  hacer, es cuidarnos de manera adecuada.

En este aspecto la alimentación juega un papel fundamental en la producción de colágeno, por lo que es importante que conozcamos con qué fuentes de alimentos contamos para ayudar a paliar la falta de colágeno en nuestro
organismo.

Es un componente que se encuentra exclusivamente en los animales y ciertos pescados, ya que forma parte de las articulaciones y fibras de origen animal.

Así, encontramos una fuente importante de colágeno en la gelatina 100% animal, que además de contener altas cantidades de colágeno, es baja en grasas y calorias. La encontramos en carnes como el cordero, el bacalao y
el salmón.

Ayudaremos también a nuestro cuerpo con un correcto consumo de alimentos que contengan Vitamina C, ya que ésta es un nutriente esencial en la formación del colágeno. La Vitamina C, se convierte así en una de las principales artífices del mantenimiento sano de los tejidos del organismo. La encontramos en frutas tales como,  kiwis, tomates, fresas…

En la piel

Centrándonos en la piel, las fibras de colágeno que la forman, son las encargadas de proporcionar su sostén y resistencia. Con el paso del tiempo  las fibras de colágeno dejan de  sintetizarse y pierden calidad endureciéndose. Se entrecruzan y varían su dirección, provocando flacidez y arrugas, a la vez que provocan la pérdida de  luminosidad e hidratación.

Para ayudar a que recuperen su flexibilidad, también podemos utilizar de manera tópica productos cosméticos que contengan colágeno.

La utilización de colágeno en cosmética, proporciona hidratación a la piel, atenuando arrugas y reduciendo la flacidez.

La función principal que realiza la proteína contenida en las cremas cosméticas es la de renovar los tejidos cutáneos mediante la retención de agua en el interior de las células, para facilitar la hidratación de la piel y por tanto su tersura. Cuanto más puro y exento de aditivos sea el producto, más calidad tendrá y por tanto más capacidad regeneradora conseguirá sobre los tejidos.

El Velo de colágeno

Un buen ejemplo de cosmético funcional y efectivo, es el Velo de Colágeno.

Se trata de una máscara de fibras de colágeno liofilizado que como tratamiento puntual tiene un efecto rehidratante de la piel, y como tratamiento intensivo y protocolarizado en el tiempo , se utiliza frente al proceso de deshidratación y envejecimiento, mejorando la textura, atenuando arrugas, marcas y depresiones de la piel.

El Velo de Colágeno, evita la evaporación constante que sufre nuestra piel, retiene la humedad y la devuelve al interior, aportándole además el colágeno que el propio Velo contiene.

Es muy versatil ya que es apto para todo tipo de pieles, incluso para las más sensibles.

Gracias a sus características vasoconstrictivas, refresca la piel, aportando frescura, suavidad, tonicidad e hidratación interna y externa.

Puedes ampliar información sobre el  Velo de Colágeno Matricol Biomatrix. También puedes informarte sobre el Tratamiento Hidratación con Velo de Colágeno.

Importante continuar el tratamiento en casa aportando a la piel Colágeno. Para ello Benestar ofrece cosméticos especialmente formulados para ello a modo individual o en pack. Puedes adquirirlos en nuestros centros Benestar o en nuestra tienda online:

Crema Nutritiva al Colágeno

Mascarilla Tensora al Colágeno

Ampollas Colágeno Puro

Pack de Colágeno


colageno-bodegon

2018-04-11T09:32:28+00:00
Simple Share Buttons
WhatsApp chat